James Frey

A Million Little Pieces (2003) y My Friend Leonard (2005), así como Bright Shiny Morning fueron los más vendidos en todo el mundo y han sido traducidos a más de 31 idiomas. La novela autobiográfica Un millón de pedazos causó controversia dado que el autor presentó como verídicos unos hechos que se descubrió más adelante que eran producto de su imaginación. El escándalo se magnificó porque Oprah Winfrey, quien se había mostrado muy entusiasta con la obra del escritor, se sintió engañada y lo invitó a su programa, exponiéndolo ante miles de espectadores que escucharon la confesión de un hombre que desde el sofá del set admitía que sus memorias tenían algo de ficción.
James Frey es un escritor que juega con la verdad. Sus libros habitan en esa ambigua línea que existe entre la realidad y la ficción, y ahora ha escrito su mejor obra hasta el momento, la más provocadora: El último testamento (Mondadori, 2012). El objetivo de Frey no es volver a contar la historia de Cristo sino crear una nueva mitología que tenga algo importante que decir en este mundo de armas nucleares, manipulación genética e internet. Dice Javier Fernández de Castro respecto a la novela:

Hay que agradecerle a James Frey el que, lejos de amilanarse por lo delicado de su situación, o lejos de buscar una componenda para contentar a todos, decidiese hacer frente a sus detractores con una novela como ésta, una continua y desvergonzada provocación que a muchas personas no les resultará fácil de leer, y mucho menos aceptar. (El Boomeran)

Sigue leyendo por temas:
,
Otros textos de Redacción Langosta

Frédéric Martel

Sociólogo y autor de ocho libros publicados en una veintena de países,...
Leer más

Deja un comentario