Elsa Morante

Inspirada en la gran tradición rusa y francesa, comenzó en su adolescencia a tramar historias que se publicaron con notable éxito en los periódicos. Aunque después rechazó estas producciones juveniles, fueron una especie de taller de experimentación de su primer libro de relatos, Il gioco secreto (1941), y de la vastísima novela Mentira y sortilegio (1948), por la que recibió el Premio Viareggio. En 1941 se casó con Alberto Moravia, del que fue compañera en la lucha antifascista. Su final fue triste, enferma y abandonada por Moravia, pasó sus últimos años en una residencia.
Mentira y sortilegio (Lumen, 2012) es una novela en la cual la autora recrea parte de su propia existencia a través del personaje de Elisa, una muchacha huérfana para quien la literatura funciona como tabla de salvación y refugio de felicidad. Un fragmento del libro:

Al principio, cuando aún era apenas una chiquilla, parecía solo un juego, o una diversión placentera. Cerrados los libros, me complacía construyendo con la fantasía sucesos e historias inventadas por mí, inspirándome, por supuesto, en mis fábulas preferidas. Y aunque las tramas que imaginaba variasen en función del humor de cada día, los protagonistas, por el contrario, se parecían siempre los unos a los otros o bien eran iguales, y casi estaban unidos por estrechos lazos de parentesco.

Sigue leyendo por temas:
Otros textos de Redacción Langosta

Significaciones últimas

Examinada con rigor, la obra de Octavio Paz no entrega significaciones últimas....
Leer más

Deja un comentario