folder Publicado en Reseñas
Un retrato al desnudo
Jorge Bobadilla Vargas comment Un comentario

Entre novela en verso o poema en prosa leemos en El corazón del daño (Literatura Random House, 2022) la dolorosa confesión de la impronta que la madre de la autora perpetuó sobre ella a lo largo de su vida. El significado de la literatura así como la revisión de su vida entregada a la escritura serían las formas de reparación y refugio de la herida materna, expuestas también a manera de ensayo autobiográfico, o como monólogo o elegía.

Desde las primeras páginas la herida se nos revela, “Mi madre: la ocupación mas ferviente y más dañina de mi vida. Nunca amaré a nadie como ella”. Después, se nos describe como orgullosa, insatisfecha, secretamente iracunda, amenazante, asfixiante, quejumbrosa, que ama aborreciendo, dueña del lenguaje. Se pregunta María: “Y si la locura de escribir nos viene de no aliarnos con las madres?”. Un coro la acompaña:

“La imagen que tengo de su rostro es turbia. Recuerdo que me impedía besarla, me rechazaba con la mano cuando quería acercarme. Mi madre encarnaba la locura. También yo soy madre. ¿Estaré loca?” dice Marguerite Duras.

“Yo visitaba a Mamá con frecuencia. Cuando llamaba a la puerta y la oía arrastrar las chinelas, me prometía a mí misma que esta vez procuraría entenderla. Cinco minutos después, me había dado por vencida. Sus frases me sacaban de quicio como cuando, a los veinte años, trataba de embarcarse en temas íntimos conmigo” expresa Simone de Beauvoir.

“Quien no tenga madre, tendrá libros” declara Susana Thénon

Y María ha tenido libros. Las referencias abundan en El corazón del daño: Marina Tsvietáieva, Henri Meschonnic, Edmond Jabés, Hélène Cixous, Christina Rossetti, María Zambrano, Guimarães Rosa, Eva Hoffman, Johana Spyri, Ana Cristina Cesar o Juan José Saer son convocados, junto a los nombres canónicos (Woolf, Proust, Camus), en el orfeón del que María se sirve para responder a sus inquietudes como escritora: ¿cuando nace la literatura?, ¿qué es un libro?, ¿qué hace hermoso a un poema?, ¿qué costo tiene elegir la escritura sobre la vida?, ¿qué defiende la escritura?

María responde con sugerencias que trascienden la definición puntual: “Se escribe por todas partes, se entra por mil ventanas”,  “Quien escribe calla. Quien lee no rompe el silencio”, “La literatura es una forma elegante del rencor”, “… la vida es un viaje hacia la nada y la escritura un atajo. O lo insoluble va más rápido que los escrito…”, “A lo mejor los libros son también eso: un viaje hacia la transparencia.”

Y María nos muestra su viaje transparente; en El corazón del daño podemos leer fragmentos de sus obras Arte y Fuga, El viaje de la noche, Exilium, Islandia, La Anunciación, Cartas extraordinarias o El sueño de Úrsula, titulo donde María reza desesperadamente por la conservación de su dignidad como escritora extranjera en Nueva York y en un matrimonio fracasado:

“Señora de las Cosas que Emigran, por los doce signos del Zodíaco, los doce meses del año con sus dos solsticios y sus dos equinoccios, por la luna que almacena la ira y los poemas, por todo el mal de nuestro siglo, permite que siga siendo vulnerable, angustiada, productiva.”

Con El corazón del daño contemplamos un retrato al desnudo. El dibujo, permitido desde el acto poético, es abstracto en vez de definido y así las posibilidades de lectura se abren en medio de un paréntesis, una pausa que silencia el lenguaje práctico para ceder a la averiguación del ser en ruina y construcción.

María Negroni (Rosario, 1951) es ensayista (Elegía Joseph Cornell, Objeto Satie, Pequeño Mundo Ilustrado, Ciudad Gótica, Museo Negro, El testigo lúcido, Galería Fantástica y El arte del error); poeta (Archivo Dickinson, Exilium, Arte y Fuga, Cantar la nada y Oratorio) y novelista (El sueño de Úrsula y La Anunciación). Su obra ha sido traducida al inglés, francés, italiano, sueco y portugués. Ha recibido la Beca Guggenheim en poesía y el Premio Octavio Paz. Doctorada en Literatura Latinoamericana por la Universidad de Columbia, entre 1999 y 2013 fue profesora en el prestigioso Sarah Lawrence College (donde Yourcenar y Sontag enseñaron) y desde 2008 es profesora visitante en la Universidad de Nueva York. Actualmente dirige la Maestría en Escritura Creativa de la Universidad Nacional de Tres de Febrero en Buenos Aires.

El corazón del daño ensayo literatura random house madre María Negroni novela reseña

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Cancelar Publicar el comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Hace poco lei esta novela, una sorpresa por cierto. Maria Negroni nos lleva como lector a esa historia desde la infancia con su madre y hacia la madurez y en el camino nos cita a varios autorxs importantes. En solo 143 páginas construye un camino literario-personal.