folder Publicado en Listado literario
Diez personajes mujeres que marcaron la literatura
Andrea Pulido Watts comment 0 Comentarios

En los últimos años se he enfatizado la importancia de la representación en las historias. El tema de las cuotas de género es controversial, porque es innegable que ayudan a impulsar la inclusión de vidas plurales, pero también es necesario que se escriban personajes bien planteados, sin narrativas forzadas, con los que el público pueda conectar. Aunque aún falta un largo camino por recorrer para que se sigan imaginando más mujeres en la literatura, hay varios personajes que dejaron huella y comenzaron conversaciones indispensables sobre la representación femenina en el arte. Aquí les comparto algunas de las mujeres más importantes de la ficción literaria:

  1. Antígona

La protagonista que titula la tragedia de Sófocles, del siglo V a.C., fue una de las primeras personajes mujeres en la historia de la literatura. Ha trascendido siglos, tanto así que sigue siendo la obra más representada en teatros de todo el mundo.[1] Antígona ha sido adaptada en distintos medios y muchos movimientos políticos la han utilizado como símbolo de lucha ante las injusticias, especialmente las madres que buscan a sus hijos desaparecidos en varios países latinoamericanos. Es un personaje profundo, complejo e imperfecto que lucha por honrar la muerte de su hermano.

2. Elizabeth Bennet

Es una verdad universalmente reconocida que Jane Austen creó increíbles personajes femeninos. Aunque sus distintas protagonistas comparten ciertas características, todas son únicas, complicadas y han conectado con el público. La que tuvo un mayor impacto no sólo en la literatura, sino también dentro de la cultura pop, es Elizabeth Bennet, mejor conocida como Lizzie. La protagonista de Orgullo y prejuicio tiene una personalidad sarcástica, valiente e ingeniosa que destaca en una época restrictiva para las mujeres. Su historia con Mr. Darcy se ha recreado incontables veces en la televisión y el cine, y su desarrollo ha sido inspiración para escribir muchas de las mujeres ficticias que hoy conocemos y adoramos.

3. Jane Eyre

Una de las novelas de formación más importantes dentro de la literatura universal es Jane Eyre de Charlotte Brönte. La personalidad de la protagonista es reservada y tímida, pero descubre su autonomía a través de una imaginación activa, lo que propicia que comparta uno de los primeros pasajes protofeministas de la ficción literaria, en el que se cuestiona por qué las mujeres tienen tan pocas oportunidades, cuando piensan y sienten igual que los hombres. Abogaba por los menos privilegiados y su misión principal era obtener su independencia.

4. Jo March

Louisa May Alcott utilizó características de los personajes antes mencionados y agregó un tono más profundo de rebeldía para crear a Jo March, la protagonista de Mujercitas. A diferencia de Lizzie o Jane, Jo reniega por completo de las convenciones sociales, al grado que rechaza una primera propuesta de matrimonio e intenta hasta el cansancio cumplir su sueño de ser escritora. Jo representa a una lectora voraz con una voz firme, es la evolución de lo que otras escritoras ya venían ideando para crear personajes de mujeres fuertes, con matices reales y creativos.

5. Anna Karénina

Aunque siempre es necesario cuestionar a los personajes femeninos escritos por hombres, no cabe duda de que Anna Karénina, la protagonista que titula la novela de Leo Tolstoi tuvo un impacto severo en la sociedad rusa del siglo XIX y su trágica historia ha trascendido tiempos y espacios. Anna, quien sólo buscaba un “amor real”, comprende a la mala las costuras frágiles que tejen a las instituciones como el matrimonio, la familia, el gobierno, la religión y la aristocracia. A pesar de su triste final, su carácter jovial, bondadoso y romántico hace que el público empatice con ella y sus emociones.

6. Clarissa Dalloway

Esta protagonista, imaginada por Virginia Woolf, también muestra las restricciones de una vida elitista y superficial, pero lo hace a través de su flujo de consciencia. Con este recurso literario, el público comprende mejor las preocupaciones existenciales que gobiernan la mente de Clarissa y cómo cuestiona su sexualidad en múltiples ocasiones. Woolf incluye en la historia de la literatura a una mujer de 50 años que analiza a detalle la manera en que ha vivido distintas opresiones a causa del machismo, la homofobia y el clasismo.

7. Sula

Actualmente, cuando hablamos de inclusión, ya no basta con sólo cumplir cuotas de género, sino que es necesario darles un espacio a voces plurales, como las de comunidades negras y afrodescendientes. Toni Morrison nos ha compartido maravillosos personajes en la literatura moderna, como Sula, una protagonista muy compleja, llena de contradicciones e ideas extremas. Su fuerza es tal en la novela que su llegada y partida cambian por completo el ambiente del pueblo en el que nació, a pesar de ser juzgada por llevar una vida ajena a las convenciones sociales.

8. Marjane Satrapi

La escritora iraní-francesa utiliza la autoficción para compartirnos sus recuerdos, pero aprovecha su imaginación para crear un nuevo personaje femenino que enfatiza el dramático cambio que sufrieron las mujeres en Irán después de la revolución islámica. En su novela gráfica, Persépolis, nos narra su crecimiento con su familia en medio de una guerra, las pérdidas que sufre, su difícil realidad como migrante y su regreso a una dinámica opresiva en su nación. Desde pequeña, su personaje no teme expresar su enojo ante la injusticia y mientras crece, su voz evoluciona, le ayuda a exigir su independencia y puntualiza la doble moral de los hombres que rigen a su país.

9. Kambili

Kambili, protagonista de La flor púrpura, escrita por Chimamanda Ngozi Adichie, es una adolescente nigeriana que nos muestra cómo es vivir en un hogar religioso, estricto y violento. Su historia también es de formación, pero las circunstancias cambian radicalmente, ya que está situada en una época poscolonial y habla sobre el despertar sexual desde el punto de vista femenino, desafiando las reglas impuestas por la institución religiosa. El personaje de Kambili abrió paso a nuevas conversaciones sobre la sexualidad de las mujeres y la opresión sistémica que muchas sufren a causa del racismo.

10. La Bruja

Temporada de huracanes de Fernanda Melchor ha tenido un impacto primordial en las nuevas narrativas latinoamericanas. La escritora mexicana nos presenta una historia incómoda pero necesaria que empuja a discutir la violencia que se vive en nuestro país. El personaje de La Bruja, foco central de la narración, destruye estereotipos de género, presenta sexualidades diversas y denuncia la marginalización que estas viven a diario. Este personaje femenino propicia una nueva visión para describir, incluir e imaginar realidades plurales dentro de la literatura mexicana.

¿Qué otros personajes de mujeres dentro de la literatura crees que han marcado la historia y han ayudado a crear narrativas innovadoras? Compártenos a tus personajes femeninos favoritos en los comentarios.


[1] Ventura, Dalia. “Por qué Antígona es la obra de teatro más representada del mundo 2.500 años después de su estreno.” BBC News, 2019, https://www.bbc.com/mundo/noticias-47723598.

Anna Karénina Antígona Jane Eyre La señora Dalloway Marjane Sartrapi Mujercitas mujeres en la literatura Orgullo y prejuicio personajes mujeres que marcaron la literatura Sula Toni Morrison

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Cancelar Publicar el comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.