Christopher Domínguez

Es autor de diversos libros: Antología de la narrativa mexicana del siglo XX, Tiros en el concierto. Literatura mexicana del siglo V (por el cual recibió el Premio Nacional de Ensayo Literario y Crítica Política Guillermo Rousset Banda), La utopía de la hospitalidad, William Pescador (novela), Servidumbre y grandeza de la vida literaria y Toda suerte de libros paganos.
Un autor que se ha dedicado a la crítica literaria y ha hecho una revisión exhaustiva de la literatura mexicana del siglo XX, en entrevista para Letras libres, expone algunas ideas sobre sus características esenciales:

La pregunta nos remite al siglo XIX, cuando las literaturas nacionales necesitaban caracterizarse como esencias. Precisamente la madurez de la literatura mexicana comenzó cuando dejó de ser nacional. Ése es el sentido de las obras de Alfonso Reyes, Jorge Cuesta, José Revueltas u Octavio Paz. Estos cuatro padres fundadores postularon valores universales para escribir desde México: la recreación de la grecolatinidad, la tradición de la herejía poética, el comunismo como escepticismo o la pasión crítica por la gnosis occidental. Es cierto que el nacionalismo como ontología se discutió acremente entre 1930 y 1950, pero fue una disputa terminal. Los nacionalistas perdieron la batalla. Era un destino ineluctable: cuando una ‘cultura nacional’ deja de sentirse insegura de su capacidad universal se ha alcanzado la madurez. Entonces, la característica esencial de la literatura mexicana del siglo XX sería su dolorosa pérdida de identidad nacional. Por ello creo que nuestra literatura se volvió un afluente significativo de la literatura moderna.

Sigue leyendo por temas:
Otros textos de Redacción Langosta

Hilario Peña

Decidió tomar el camino “más largo y difícil”: el del voraz lector....
Leer más

Deja un comentario