folder Publicado en Reseñas
Bowie: Un viaje cósmico al interior del hombre de las estrellas
María Fernanda Silva Azúa comment 0 Comentarios

Es tu arte lo que ayudará a otros, muchacho.

Lama a Bowie, Bowie

David Robert Haywood Jones, mejor conocido como David Bowie, se sentía un alienígena. A lo largo de su existencia se dedicó a crear música a partir de una extraña necesidad de encontrar su lugar. La música le permitía expresarse y sentir que pertenecía un poco más a la humanidad. Bowie mismo menciona: “Creo que los temas que siempre he tratado han sido los conceptos de aislamiento y alienación”.

El libro Bowie: una biografía narra los acontecimientos más importantes de la vida del músico. El escritor de esta obra, Fran Ruiz, consigue hacerlo creando un lazo muy personal entre el lector y el protagonista, ya que éste es el narrador de la misma. La maestría con la que el autor desentraña las memorias genera tal intimidad con el personaje que resulta imposible no empatizar con él ni sentir una fuerte cercanía. Desde la primera línea se instaura un pacto de confidencialidad y como consecuencia uno como lector conoce y comprende a Bowie.

Por otro lado, es importante mencionar que la historia del cantante y actor en este libro juega con la ficción y la realidad, las entrelaza, y este mecanismo confiere a la obra un toque de lo fantástico que refleja perfectamente la esencia de Bowie. Éste aparece como un personaje salido de una obra de ciencia ficción y así, tal como los relatos de este género configuraron muchas de las letras de sus canciones, Fran Ruiz da vida a un relato ficticio para que ahí viva una vez más el artista.

En esta biografía Bowie es presentado como un alienígena que llega desde las estrellas a la Tierra. Muchos de los acontecimientos de su vida tienen una explicación basada en sucesos extraordinarios, como el hecho de que la condición de su ojo (esa pupila eternamente dilatada) haya sido causada por el impacto de un meteorito mientras el joven Bowie miraba el cielo en una noche estrellada, o, por ejemplo, que Ziggy Stardust (su alter ego) haya sido un extraterrestre que lo visitaba por las noches desde su infancia.

Por otro lado, es indispensable destacar que la obra no estaría completa ni resultaría tan maravillosa sin el trabajo de María Hesse, quien complementa con ilustraciones las palabras de Fran Ruiz. Lo que María Hesse hace es arte, arte que expresa arte, el arte del cantante.

De esta manera, María Hesse y Fran Ruiz realizan una impecable labor para revelarnos y regalarnos en un instante, con una perfecta simbiosis de palabra y dibujos, la vida de uno de los artistas más famosos de la historia de la música. Esta biografía es un gran obsequio por parte de los autores, una aportación para el conocimiento de un símbolo de nuestra cultura popular.

Así que no importa que seas un fan o que sólo conozcas un par de canciones (porque seguro que has escuchado alguna), el libro es nuevo y fascinante para cualquier persona. Si ya conoces la vida de David Bowie, este texto te la mostrará desde otra perspectiva, y si ni siquiera sabías que “Let’s Dance” (esa canción que oyes en la disco o en la radio) le pertenecía al cantante, el libro te lo presentará y te enseñará cuánto le dejó al planeta que habitas.

Además de esto, la narración es amena y cautivadora, de modo que puedes sentarte, abrir el libro en la primera página y, en un abrir y cerrar de ojos, leer la última palabra con una que otra lagrimita deslizándose por tu mejilla.

Es verdad que David Bowie fue una persona descomunal, pero el libro muestra que también fue tan común como nosotros. Uno puede percatarse de que la vida del cantante no fue nada fácil; diversos acontecimientos trágicos definieron su camino. Bowie vivió con un vacío dentro, ése que todos padecemos, y durante su existencia se dedicó a encontrar la forma de colmarlo. Combatió el pesar hasta el final, a través de la pasión, justo como el héroe que fue y que nos enseñó a ser. Como dice él, “we can be heroes, just for one day.

Todos los misterios de David Bowie parecerán ser develados y uno como lector podrá sentirse identificado, pues como él somos polvo de estrellas, flotando en el modo más peculiar, para encontrar nuestro lugar en el espacio.

De manera que ahí está Bowie, el héroe, el hombre de las estrellas, esperando en el cielo, flotando sobre la Tierra, sobre la Luna, encontrando vida en Marte. Está inmortalizado en su arte, y este libro perpetúa su trascendencia en el planeta y entre las estrellas.

biografia Bowie David Bowie Fran Ruiz Just for one day

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cancelar Publicar el comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.